La Virgen del Carmen

La devoción de la Virgen del Carmen está profundamente arraigada en el pueblo de Chile, tanto que en jerga popular se dice que “La Virgen del Carmen es nacida y criada en Chile.”
Su nombre viene del Monte Carmelo, situado al noreste de Palestina, junto al mar en el puerto de Haifa.
A fines del siglo XII se forma la orden de las Carmelitas o “Hermanos de la Bienaventurada Virgen María del Monte Carmelo.” Ellos emigran de Palestina a Europa. Allí se aparece la Virgen María a San Simón Stock en 1251, acompañada de una multitud de ángeles y llevando en sus manos el Escapulario de la Orden.
A Chile llega la devoción a la Virgen del Carmen en 1680, traída por los misioneros agustinos. El mayor auge de la devoción se encuentra en el siglo pasado y especialmente en el tiempo de la Independencia.
El 16 de julio de 1810, festividad del Carmen, renuncia el último Gobernador español, don Antonio García Carrasco. El 5 de Enero de 1817 se realiza la solemne presentación de la Virgen del Carmen como Patrona del Ejercito de los Andes y San Martín le entrega el bastón de mando.

En la víspera de la batalla de Chacabuco, Bernardo O´higgins, reiterando el juramento hecho en Mendoza, proclama a Nuestra Señora del Carmen “Patrona y generalísima de las Armas de Chile,” y el 14 de marzo de 1818, en una situación de especial peligro, se renueva en forma solemne la proclama de Patrona de la Nación y se promete erigirle un Santuario a la Virgen del Carmen, en el mismo sitio donde se realice la batalla y se obtenga la victoria.

Fuente: Iglesia.cl

Habilidades

Publicado el

julio 25, 2020

Enviar comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.